La enfermedad

José María Rubio

Me miró e hizo que entristeciera. Finalmente, sollocé con ella. Vaya problema. Llamaron al hospital y allí... ¿Se arregló todo? Quizá al fin.